“Postergación de créditos hipotecarios y de consumo sin castigo, sin intereses” es la campaña que han impulsado las diputadas RN, Marcela Sabat y Paulina Núñez, quienes presentaron un proyecto de ley y uno de resolución para conseguir el objetivo. 

“El Estado con plata de todos los chilenos salvó a los bancos hace 40 años. Hay muchas familias que lo están pasando mal. Es hora que devuelvan la mano”, dicen.

No conforme con haber ingresado hace unos días las iniciativas, esperan que las entidades financieras sigan el ejemplo de BCI y Banco Estado, que sin necesidad de leyes de por medio, aplicaron esta medida para sus clientes.

Marcela Sabat y Paulina Núñez lograron una buena acogida tanto del Presidente de la Comisión de Mercado Financiero, Joaquín Cortez como del Presidente de la Asociación de Bancos y Entidades Financieras (ABIF) José Manuel Mena, con quienes sostuvieron una maratónica jornada de videoconferencias  vía “ZOOM”.

 

“Queremos poner freno a la lluvia de ofertas con letra chica que han publicitado distintas entidades bancarias y comerciales, donde en definitiva los clientes terminan pagando más y asumen los costos de esta crisis. Queremos que las empresa se pongan la mano en el corazón y ayuden a cientos de familias chilenas a las cuales la crisis les esté pegando muy fuerte”, dijo Marcela Sabat.

 

Por su parte, la diputada Paulina Núñez dijo que: “Queremos que las entidades otorguen meses de gracia sin castigar a sus clientes, por lo tanto, sin cobrar intereses. Los Chilenos salvaron la banca hace 40 años, ahora les toca a ellos devolver la mano”, dijo la diputada Paulina Núñez.

 

Finalmente, las parlamentarias hicieron un llamado a la banca “Hacemos un llamado a los demás bancos. Hoy más que nunca son las entidades financieras las que deben demostrar su responsabilidad social empresarial y ser parte de la solución a esta crisis. Alivianar los bolsillos de cientos de familias chilenas de clase media que por años han cumplido pagando sus cuotas a estas entidades y postergar sin intereses esos pagos es un deber social en el contexto en el que nos encontramos”

 

TIPS DE LAS INICIATIVAS

 

El *proyecto de ley* obligará a los bancos, casas comerciales, retail y entidades financieras a acceder a postergar al menos 3 cuotas de créditos, deudas y dividendos y sumarlas al final del período total del préstamo. 

 

El banco sólo podrá exigir al cliente que acredite un cambio drástico en sus situaciones financieras y deberá acceder a la solicitud si así el cliente lo pide. 

 

El *proyecto de resolución* piden al Presidente de la República que adopte estas mismas medidas pero con mayor profundidad, como lo son el condonar intereses, regularlos en un monto máximo o no aplicarlos tras la reactivación del cobro, para así ayudar a las personas en este contexto.

 

Diputada Marcela Sabat convoca a entidades financieras a aplazar  créditos hipotecarios y de consumo sin intereses ni castigo
Etiquetado en:                        

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *